Comparte este artículo

PROPONEMOS CREACIÓN DE NUEVO PROTOCOLO PARA FUMIGACIONES EN HOGARES

EL USO DE INSECTICIDAS DEBERÍA INCLUIR ANTÍDOTOS PARA CASOS DE INTOXICACIÓN

SUGIERE CUMPLIR CON  LOS ACUERDOS DE ESTOCOLMO Y ROTERDAM

El Observatorio Nacional Para la Protección del Consumidor (ONPECO), tras lamentar el fallecimiento de varios miembros de una familia debido a la inhalación de insecticida, sugiere la implementación de un nuevo protocolo para el uso de estos productos. Este protocolo debería incluir un sistema de información para los ciudadanos y el seguimiento de los químicos empleados en fumigaciones urbanas, evaluando su idoneidad.

ONPECO lamenta que las preocupaciones surjan post-incidentes mortales en lugar de prevenir mediante una vigilancia adecuada del uso de sustancias químicas en exterminio de plagas en hogares.

Propone que el nuevo protocolo sea particularmente riguroso en edificaciones verticales, como torres residenciales, donde habitan numerosas familias. Es esencial proteger el derecho a la vida de estas comunidades mediante fumigaciones coordinadas y medidas de seguridad colectivas.

Además, sugiere que entidades como Salud Pública, Medio Ambiente, Ministerio de Agricultura, Aduanas, la Procuraduría de la República y Pro-Consumidor colaboren con asociaciones de fumigadores e importadores de productos peligrosos para crear un sistema de alerta ciudadana.

Se recomienda regular el uso de insecticidas de tal manera que las empresas fumigadoras proporcionen un informe detallado del tratamiento realizado, incluyendo la sustancia utilizada, el número de licencia y los antídotos aplicables en caso de intoxicaciones.

También es vital regular la venta de insecticidas, limitándola a los licenciatarios autorizados para fumigaciones domésticas. Debe diferenciarse entre fumigaciones urbanas y rurales, dado que los productos empleados varían según el tipo de plaga. En muchos casos, los productos se utilizan indistintamente y se venden libremente en el mercado.

Es urgente revisar los protocolos actuales, establecer un sistema de alerta y realizar un mapeo de las sustancias usadas como insecticidas. Se debe evaluar si estas han sido descontinuadas en otros países y revisar los protocolos internacionales, como el Convenio de Estocolmo sobre Contaminantes Orgánicos Persistentes (COPs) y el Convenio de Róterdam, relacionado con el comercio internacional de productos químicos peligrosos.

Actualizando y mejorando las regulaciones en torno al uso de insecticidas y plaguicidas, se fortalecerán las herramientas para la prevención y protección de la salud de todos los dominicanos.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Mantente informado de nuestras últimas noticias

Más artículos

Entradas blog

Ahorrar en San Valentín

No necesitas grandes cantidades de dinero para tener un detalle con tu pareja. Revisa estas recomendaciones para no gastar mucho en regalos de San Valentín. Aplícalas