Resultados de estudios sobre: ´´Consumidores y Covid-19: Resiliencia y nueva normalidad´´

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

INFORME SOBRE LOS RESULTADOS DE UN ESTUDIO DENTRO DEL MARCO DEL PLAN “CONSUMIDORES Y LA COVID-19: RESILIENCIA Y LA NUEVA NORMALIDAD”.

Por considerar algunos hallazgos relevantes para la formulación de nuevas políticas públicas, tendentes a contribuir con la nueva normalidad y la resiliencia de las personas y familias que fueron afectadas por el virus que causa la COVID-19, el Observatorio Nacional para la Protección del Consumidor (ONPECO) estima que las mismas deben ser informadas y dados a conocer a las autoridades responsables del diseño de las políticas públicas y por las entidades y organizaciones que trabajan para contribuir con una mejor calidad de vida de los ciudadanos.

Este estudio, que forma parte del plan de trabajo de ONPECO para el 2021, fue concebido originalmente para ayudar a las familias que habían sido afectadas por la pandemia, pero en el camino, casi al llegar a la meta, nos encontramos con la tercera ola de la enfermedad, que nos hizo retroceder, pese a los limitados recursos con los que debimos realizar el trabajo, extendimos el sondeo y ampliamos la cobertura del mismo. También es justo precisar que, cuando concebimos el plan, pensábamos que en estos momentos del año 2021 estaríamos libres de la pandemia, que había sido superada, lo cual no fue así.

Empero, logramos diseñar un cuestionario que fue llenado de manera virtual desde la plataforma Google Form, y de manera presencial en algunos puntos del interior del país y en el gran Santo Domingo.

El cuestionario fue muy ambicioso, en el buscábamos aspectos muy fundamentales como el impacto psicológico de la pandemia; cómo había afectado la situación económica y la valoración de la asistencia pública durante el paso de la pandemia por las familias afectadas.

En la búsqueda también nos encontramos con otras variables, que estimamos sumamente relevantes, contenidas en el informe final, y que consideramos dignas de tomar en cuenta.

Este sondeo no es concluyente, pero marca una importante tendencia hacia la mirada nueva que debemos observar, tanto para futuras incidencias como para afrontar la nueva normalidad con más fortaleza y disposición, y así seguir avanzando en la construcción del país que queremos, con paz, justicia social y la dignidad como derecho de todos.

En el aspecto psicológico de las personas que sufrieron la COVID-19, el miedo fue la sensación primaria, seguida por angustia y depresión, trastornos comunes entre quienes padecen y han padecido el virus. El 50% admitió que contagió a otras personas. En el sondeo participaron 136 personas, de edades, sexo y nivel educativo social y económico diferente.

El 68% de las personas infectadas se aislaron; 59% recibió tratamiento médico; solo el 6% de los entrevistados debió ser ingresado; el 62% se realizó pruebas en laboratorios privados; el 89% dijo haber usado productos naturales, tomo té; usó ivermectina, vitamina C y otros remedios recomendados por los médicos a los que acudieron.

En el impacto económico encontramos que el 69% de los encuestados están empleados, el 23% está desempleado, el 13% había perdido el empleo por la pandemia y un 4% nunca había trabajado.

En cuanto al nivel de ingresos, el 60% de los que respondieron el cuestionario percibe salarios de más de 20 mil pesos, pero el 27% percibe menos de 10 mil pesos mensuales; un 13% recibe más de 30 mil y un 10% sobre los 40 mil pesos cada mes.

Respecto al bienestar, el 57% dijo estar peor que antes de la pandemia, el 39% dijo sentirse igual que antes y un 4% dijo estar mejor que antes.

Respecto a la ayuda oficial, el 58 % dijo que el Gobierno había tomado medidas adecuadas, el 34 % dijo haber recibido ayuda del Gobierno y el 17% dijo no haber recibido ayuda.

Respecto a las vacunas, un 14% dijo que no se la pondría. Otro hallazgo relevante para orientar y educar al respecto fue el medio por el cual los afectados se informaron y dieron seguimiento a la pandemia:

El 67% de los encuestado se informó por la televisión, el segundo medio fue la INTERNET con 58%; luego WhatsApp, con 34%, la radio, un 22%, Instagram 17% y 5% otros medios.

Entre los dispositivos más utilizados, el celular se lleva la corona, con 89% que lo posee, 75% la tiene televisión, 40% posee computadoras, 12,5% posee tableta, 79% tiene acceso a internet y un 21 % dijo no tener internet.

En este sondeo, el 48% de los encuestados tiene formación universitaria, 40% secundaria, 9% primaria y 63% de las personas que respondieron son mujeres, 52% fueron hombres.

Con los hallazgos de este sondeo se nos ocurre sugerir a las autoridades campañas permanentes de información para la prevención en la salud, la necesidad de la atención primaria y orientación sobre las enfermedades crónicas para lo cual se sugiere cambios en la dieta de los consumidores.

Suscríbete a nuestro boletín de noticias

Mantente informado de nuestras últimas noticias

Más artículos

Articulos Altagracia Paulino

Pollos, huevos y etiquetado frontal

Por Altagracia Paulino Para suplir la demanda de pollos, que en diciembre se perfila en 21 millones de unidades, hay que acudir a las importaciones,