PENSAMIENTO COMPLEJO Y SOCIEDAD LIQUIDA

PENSAMIENTO COMPLEJO Y SOCIEDAD LIQUIDA

 

ALTAGRACIA PAULINO

Las lecturas de “Una Tierra Prometida”, de Barak Obama; la Ciencia de la Complejidad,del filósofo Edgar Morin; la Teoría del Caos,del también filosofo Edward Lorenz; y la Sociedad Liquida, de Zigmunt Bauman formaron parte de los desvelos en los asuetos de Navidad, que, junto al distanciamiento,decidieron que cambiáramos las fiestas por los libros, aprovechando este tiempo en fortalecer nuestro conocimiento.

El libro de Obama es como su autor, inspirador; la Ciencia de la Complejidad o pensamiento complejo ha sido un ejercicio para pensar en la necesaria conexión que existe entre todos los aspectos de la vida y la naturaleza; la Teoría del Caos y el efecto mariposa, que explica que su aleteo da origen a un amplio movimiento relacionado con las conexiones existentes, como cuando movemos una ficha que produce otros movimientos a veces infinitos; y la Sociedad Liquida, esa del consumismo del que hemos hablado en otras entregas, define, la actualidad que vivimos.

Después de leer sobre estas cosas, llega un familiar y me pregunta: “Tu sabes lo que es el “teteo”? No, ¡ah, tu ta quedá”! y el “Molineo”? Para nada, le respondo, entonces busca un video y me muestra de lo que se trata. Me quedé mirando al cielo y me dijo: “oye eso es lo que hay, si no comprendes la calle estás frita.

Me resisto a repetir lo que escuché, y recuerdo algo que decían mis hijos cuando eran niños: “las cosas malas no se repiten”. Realmente lo que escuché no era malo ni bueno, pero de un choque frontal con las escalas de valores fuertes con las que nuestra generación se formó y por eso quiero compartir algunas características de la Sociedad Liquida, esa que nos oferta insumos como el ya famoso “teteo”.

Zigmunt Bauman, se refiere a la “modernidad liquida” como el fin de los referentes sólidos y consistentes que habían pervivido a una sociedad que ahora se encuentra en un constante cambio y movimiento.

Atribuye a la cultura consumista todos los estragos que vive la sociedad de hoy, en la que destaca la tendencia a olvidar y la vertiginosa velocidad del olvido, que son para desventura marcas indelebles de la cultura moderna líquida. “Tendemos a ir dando tumbos, tropezando con una explosión de ira popular tras otra, reaccionando nerviosa y mecánicamente a cada una por separado, según se presenten, en vez de afrontar en serio las cuestiones que revelan”.

Pienso que ahí entraría Morin, para explicar que el pensamiento complejo permite desarrollar una estrategia de pensamiento reflexiva, para promover un enfoque holístico que permita atender cuestiones muy profundas, pero tan cercanas, que contribuirían a soluciones simples aproblemas complejos.

Volviendo a Bauman y su enfoque sobre el consumismo encontramos que: “Además de tratarse de una economía del exceso y los desechos, el consumismo es también, y justamente por esa razón, una economía del engaño”. Precisa que “apuesta a la irracionalidad de los consumidores, y no a sus decisiones bien informadas tomadas en frio; apuesta a despertar la emoción consumista y no a cultivar la razón.

Define en uno de sus puntos claves que, “es estéril y peligroso creer que uno domina el mundo entero gracias a Internet, cuando no tiene la cultura suficiente que permite filtrar la información buena de la mala”.

Al referirse a las medidas emprendidas en nombre del rescate de la economía, se convierten como tocadas por una varita mágica en medidas que sirven para enriquecer a los ricos y empobrecer a los pobres.

Finalmente, la Teoría del Caos, aplicada a las ciencias humanas, puede ser un gran detonante para propiciar el orden. Esperemos el aleteo de una mariposa.